9.000 vehículos atraviesan a diario la población

La Diputación de Valencia, en colaboración con el Ayuntamiento, ultima la redacción de los proyectos que servirán para el desvío del tráfico por la travesía de Massarrojos.

Las obras de desvío de la carretera CV-308 están previstas para antes del verano. Antes se acometerá la ampliación de las aceras para garantizar la seguridad de los peatones. Cabe recordar que 9.000 vehículos atraviesan a diario esta población. Transitan a escasos metros de las puertas de las casas, con aceras que en muchos tramos no superan los 30 cm, lo que las hace casi intransitables. Por estas razones de seguridad, se ha dado prioridad a la ampliación de esas aceras.

La Diputación ya tiene firmados los contratos de obra y cuenta con financiación procedente del plan de conservación de carreteras. Solo falta la autorización del Ayuntamiento de Valencia, del que depende Massarrojos.

Antes de acometer estas obras el Consistorio quiere cambiar el sentido de algunas calles antes de ampliar las aceras.