El tramo de la carretera CV-308 que atraviesa Rocafort y Massarrojos y conecta Godella con Moncada soporta un tráfico de más de 9000 vehículos al día en sus dos sentidos en la travesía de Massarrojos. La Diputación ha dado luz verde a un proyecto de un millón de euros que supondrá el acondicionamiento del Camino del Palmar-Camarena, con el fin de desviar el tráfico del casco urbano de Massarrojos y reordenarlo hacia la conexión con la CV-310 (Carretera de Godella a Náquera). Esto también implicará un menor paso de vehículos entre Massarrojos y Rocafort.

El proyecto contempla que el tráfico que procede de Rocafort al llegar a Massarrojos se desvie por la vía de servicio que discurre en paralelo al Barranco del Palmaret Alto, con una longitud de aproximadamente 1 kilómetro hasta conectar con el Camí del Palmar Camarena. El área de Carreteras de la Diputación pretende crear una circunvalación de unos 5 kilómetros que conectará el tráfico de la CV-308 que precede de Rocafort-Godella hasta la carretera CV-310 que canaliza el tráfico hacía Bétera y el By-Pass.

Camíno del Palmar-Camarena

El Camino del Palmar-Camarena, cuya propiedad comparten Moncada y Valencia, constituye una importante vía de conexión por el oeste entre la CV-310 y la A-7 a la altura de Bétera, así como para los municipios de Moncada, Massarrojos y Rocafort. El camino soporta un tráfico elevado y presenta una alta peligrosidad por la falta de amplitud y las curvas de radio cerrado.

El plazo de ejecución de las obras, desde su aprobación, será de cinco meses y, con una inversión de 1.084.680 euros, permitirá convertir este camino en una vía más ancha, de doble sentido, curvas más seguras y cuatro glorietas que facilitarán los accesos desde las vías y caminos secundarios. La actuación proyectada incluye la rehabilitación superficial y la mejora de la capa de rodadura, la mejora de la señalización horizontal y vertical y el balizamiento del recorrido. El proyecto prevé pequeñas expropiaciones que competen a los Ayuntamientos de Valencia y Moncada, necesarias para la ampliación de la calzada de este vial y el arreglo de varias curvas cerradas con el objetivo de reforzar la seguridad del vial.

Un proyecto que se repite

La Diputación de Valencia en el periodo comprendido entre 2011-2015 encargó la redacción de un proyecto de ampliación del Cami de Palmar-Camarena. La única diferencia con respecto a este era que no contemplaba la circunvalación de Massarrojos sino que partía desde Los Combonianos hasta la CV-310. El proyecto quería canalizar el tráfico que procedía de las poblaciones de l´Horta y que atravesaba Moncada para buscar el By-Pass. El planeamiento fue dejado en estudio cuando los partidos de izquierda, en aquel entonces en la oposición, afirmaron que se trataba de un proyecto para beneficiar al colegio Cumbres recién instalado en Moncada.

Fotografías: Diputación de Valencia